17 enero 2018

SOBRE LOS MILLENNIALS XIII



SOBRE LOS MILLENNIALS XIII


 La Venida-Vuelta del Señor, no es para ayudar-socorrer como las personas quieren, no viene a dar la razón, a hacer lo que las personas quieren.

 El Señor Es Hijo del Padre y Viene a obedecer-servir al Padre, no va a servir a las almas en lo que quieren, Él Es El Siervo del Padre con El Poder del Espíritu.

 Se equivocan si creen que viene a darles la razón, a conformarlos, a hacerles caso, viene como Vencedor y para Vencer, pero no a los enemigos de cada uno, sino a los verdaderos enemigos que son los espirituales, y por sobre todo, a socorrer a las almas para que se venzan a sí mismas.

 Deben aprender que tienen que sacrificar la propia voluntad, eso es lo que deben vencer-sacrificar, no la voluntad de otros y mucho menos la Voluntad de Dios.

 Es el Santo Sacrificio Espiritual, sacrificar la voluntad propia constantemente para buscar y aceptar la Voluntad de Dios, y para colaborar en Que Se Haga-Reine-Triunfe en la propia vida-casa-corazón.

 Para renovar este Santo Sacrificio Espiritual Viene El Señor.

 Eso es lo que tiene que hacer cada uno en su casa-vida-corazón, no importa lo que hagan o dejen de hacer los otros o los de en derredor.

 Eso es lo que mira-juzga-quiere Dios y para eso El Padre Envía al Hijo con El Poder del Espíritu.

 Cada uno en su vida tiene que renovar este sacrificio y así volver a la comunión con Dios.

 Cada cual debe buscar específicamente lo que Dios quiere-pide, aquello Que Es Su Voluntad y ahí sacrificar la propia voluntad para colaborar en Que Se Haga-Reine-Triunfe la Voluntad Divina, así se reestablece la comunión con Dios, así Vive-Reina-Permanece Dios.

 Así es como Vuelve definitivamente El Señor al mundo y de esta manera es como el alma llega a nutrirse de Dios y dejará de consumirse y de ser consumida por los enemigos espirituales que solo pueden prevalecer en ausencia de Dios.

 La ausencia de Dios en el mundo solo será remediada en la medida que las almas en particular lo remedien su propia casa-vida-corazón, cuando colaboren en Que Se Haga-Reine-Triunfe la Voluntad Divina como en el Cielo acá en la tierra, cesará el reinado infernal y habrá venido el Reino de Dios.